El Revolucionario

Portada > China > Aprobada por abrumadora mayoría la nueva ley de propiedad en la República (...)

2.799 diputados votaron a favor de la ley

Aprobada por abrumadora mayoría la nueva ley de propiedad en la República Popular China.

La Asamblea Nacional Popular aprueba también unificar en un solo tipo los

Domingo 18 de marzo de 2007, por ER. Shangai

La disputada «Ley de propiedad» que tanta polémica habría suscitado en las últimas sesiones de la Asamblea legislativa anual de la República Popular fue aprobada finalmente por abrumadora mayoría el 16 de marzo de 2007. La ley, según muchos analistas, representa la verdadera consumación del «golpe de timón» iniciado por Deng Xiaoping en 1979

Y es que en efecto, a pesar de la controversia en la que este proyecto legislativo se ha mantenido envuelto en los últimos trece años ( puesto que, para empezar, muchos miembros de las alas más «izquierdistas» del partido consideran tal legislación como anticonstitucional), la nueva «Ley de defensa de la propiedad privada», aprobada por un amplísimo margen en la sesión del viernes ( 2.799 votos a favor, 52 en contra y 37 abstenciones, un legislador prefirió no emitir voto alguno) especifica que «todo tipo de propiedad desde la estatal a la colectiva, individual o de otro tipo está protegida por la ley y nadie puede atentar contra ella.».

Y en efecto, el Salón de galas del Gran Palacio del Pueblo de Pekín se vino abajo en una extraordinaria ola de aplausos y vítores en el momento en el que el presidente del órgano legislativo de la nación, camarada Wu Bangguo daba a conocer los resultados de la votación de la nueva legislación china que entrará en vigor el 1 de Octubre de 2007, coincidiendo con el 58 aniversario de la entrada en Pekín de las tropas comunistas del Presidente Mao. Según confirmaban a este corresponsal fuentes del Partido Comunista , se espera que la nueva ley, que por otro lado no hace naturalmente sino sancionar «en el papel» algo que , desde el punto de vista de la systasis de la RPCh, ya es una realidad actuante en las ciudades chinas desde hace muchos años, contribuya a aligerar en gran medida la carga que pesa sobre los hombros de millones de pequeños propietarios rurales que en el presente son víctimas de las arbitrariedades de muchos cargos administrativos provinciales arbitrariedades- confiscaciones de tierras sin indemnización alguna, desahucios, etc, etc,- que provocan las miles de algaradas y disturbios que tienen lugar cada año en las áreas rurales del Imperio del Centro).

Wang Shenming vicedirector de la Comisión de Asuntos Legislativos de la Asamblea declaró a los medios tras la histórica votación: «La ley de propiedad muestra el espíritu de reformas y apertura de China en la medida en que protege el orden de la economía socialista de mercado y garantiza igual protección a la propiedad pública y a la privada.»

La Asamblea Nacional Popular también pasó en su última sesión una reforma tributaria en la que se unificaban los tipos impositivos sobre los beneficios de las diferentes empresas que estarían operando en territorio chino, creando en esta dirección una carga única del 25 º/º para todas las compañías sean estas nacionales o extranjeras ( estas últimas se habían venido beneficiando de un gravamen del 15º/º en las últimas décadas). Bien se ve que esta subida de la imposición fiscal sobre los beneficios de las empresas extranjeras y nacionales, cuya prudencia nosotros no negamos ni afirmamos, no hace otra cosa- en plena vorágine de reforma «socialdemócrata» del comunismo asiático- que legitimar , «revalidar» por así decir, por vía del tributo, la existencia misma de tales beneficios empresariales.

«Es un requerimiento básico de la Organización Mundial del Comercio crear un entorno justo para la competición y el nuevo impuesto unificado garantizará en un sentido real el mismo tratamiento que disfrutan los negocios domésticos» comentó Miao Gengshu, presidente de la Corporación Nacional China para el Comercio Exterior, casi como si persiguiese confirmar nuestro diagnóstico.


El Revolucionario, el diario hispano global de crítica del presente
Seguir la vida del sitio Cumple con el estándar XHTML 1.0 Transicional Página realizada con hojas de estilos
Porque el Mundo sigue girando