El Revolucionario

Portada > China > Tras neutralizar a dos terroristas fanáticos.

Paralelamente, era procesado en Urümqi, el ciudadano chino Yu Shangjiang

Tras neutralizar a dos terroristas fanáticos.

El ciudadano chino Islmail Semel ha sido ejecutado por actividades terroristas.

Lunes 12 de febrero de 2007, por ER. Shangai

Durante la última semana dos ciudadanos chinos de la provincia de Xiangjiang han sido procesados y condenados, uno de ellos ha recibir la ejecución capital, por su pertenencia al peligroso grupo terrorista mahometano Movimiento de Liberación de Turkestán Este cuyo objetivo es la secesión de esta provincia del oeste chino y su conversión en un califato teocrático.

Ismael Semel, ciudadano Chino de «nación (étnica) uigur» que fuera deportado desde Pakistán el año 2003, fue condenado la semana pasada por la Corte Popular de Urümqi ( capital de la provincia limítrofe de Xiangjiang) a recibir la eutanasia procesal por los graves delitos de «secesionismo, posesión de armas de fuego y explosivos.», sentencia que según diversas fuentes habría sido en efecto llevada adelante en esta misma ciudad el pasado jueves 8 de febrero. Tal ejecución, como viene siendo habitual ha levantado las más ruidosas «condenas» por parte de diversos grupos occidentales de «defensa de los derechos humanos» que en su enemiga contra la República Popular China no se paran en barras ante el derecho que asiste a ésta a defender su soberanía frente a las amenazas representadas por los grupos secesionistas mahometanos que operan permanentemente en el lejano oeste del gigantesco país asiático, en muchas ocasiones aprovechándose del carácter especialmente «poroso» de las fronteras que separan el oeste de China de los estados sarracenos de Pakistán, Afganistán, Turkmenistán, etc, etc.

Paralelamente, y también la pasada semana, era procesado en Urümqi, el ciudadano chino Yu Shangjiang ( conocido entre sus conmilitones islámicos bajo el nombre de Husseyincan Ceil), extraditado desde Uzbekistán en 2006. Según la portavoz del ministerio de exteriores, Jiang Yu, « Yu Shangjiang es un miembro clave del Movimiento de Liberación de Turkestán Este, una organización terrorista internacional designada como tal por las Naciones Unidas.», « Es sospechoso de haber organizada una serie de actividades terroristas violentas» añadió la camarada portavoz.

De hecho, el Movimiento de Liberación de Turkestán Este en el que al parecer militaban ambos chinos mauritos , constituye una peligrosísima organización terrorista que busca, desde hace varias décadas, la secesión de la provincia de Xiangjiang ( a la que ellos denominan, Turkestán Oriental remitiéndose, de manera puramente ad hoc y surrealista, al lejano precedente de un efímero estado uigur que desapareció en 1919) y su conversión en un emirato teocrático mahometano en el que, para más señas, el chino mandarín, único idioma que hablan todos los habitantes de esta provincia, se vea sustituido por la variante del turkmeno que funge de lengua «vernácula» para algunos chinos de «nación étnica» uingura. Según datos manejados tanto por las autoridades de la República Popular como por responsables de la Secretaría de Estado de los Estados Unidos de América del Norte, este grupo terrorista habría mantenido diversos vínculos financieros y armamentísticos con Al Qaeda, representando algo así como la vanguardia militante sarracena en esta parte de Dar Al Islam, en la actualidad- suponemos que razonaran los adoradores de Alá- cruelmente ocupada por los cafres confucianos.

Sin embargo, y pese a las incesantes maquinaciones islámicas, la sexta generación de la izquierda definida , por mano del Ejército de Liberación Popular, la policía o los tribunales chinos han venido logrando muy efectivos progresos en la neutralización de la derecha mahomética: por ejemplo, en enero de 2007, miembros de las fuerzas armadas chinas desarticulaban un campo de entrenamiento secesionista situado en el lado chino de la frontera con Pakistán, abatiendo a tiros a dieciocho terroristas y arrestando a otros diecisiete.

Desde El Revolucionario no podemos menos que celebrar tales victorias.


El Revolucionario, el diario hispano global de crítica del presente
Seguir la vida del sitio Cumple con el estándar XHTML 1.0 Transicional Página realizada con hojas de estilos
Porque el Mundo sigue girando